miranda

Consultora experta en proyectos de emprendeduría y lanzamiento de productos al mercado. ¿Hay una raza emprendedora? No, todo el mundo puede serlo, es una cuestión del momento… “Emprender es difícil porque uno se enfrenta a sus miedos y a los de los demás”.

Miranda es consultora para pequeñas empresas en Wilkotz Consulting.

Miranda ha trabajado en PYMES en España durante aproximadamente 10 años responsabilizándose de la creación de la estructura, operaciones y lanzando sus productos al mercado. En los últimos años se ha especializado en proyectos de consultoría para dar el primer paso de una idea o de un producto, cómo y cuándo lanzar una idea al mercado, qué y cómo consolidar el negocio después del primer paso de lanzamiento.

Perfil completo

Hola Miranda, gracias por acceder a esta entrevista.
¿Cómo ves el futuro laboral en España?

Creo que habrá muchas oportunidades para quien sepa ser flexible; no obstante tenemos todavía unos años complicados por delante.

“Flexible” quiere decir que dentro de empresa, la persona deberá saber adaptarse a las oportunidades, y aquí hablamos desde cambios en los modelos de contratación hasta reinventarse para cambiar y trabajar en un sector en crecimiento.

Mucha gente buscará oportunidades de emprendeduría debido a la poca oferta existente en el mercado.

¿Crees que va a cambiar algo en los modelos de contratación a partir de ahora?

Seguro, ya está cambiando. El modelo de ser autónomo dentro de una empresa ya se adoptó hace tiempo y está funcionando, este modelo seguirá siendo importante.

¿Qué te sugieren las siguientes palabras? (contestar con un máximo de 2 palabras)
Movilidad: flexibilidad
Redes sociales: necesarias
Networking: conectar
Inhouse entrepreneur: en auge

¿Piensas que todo el mundo puede ser emprendedor?

Sí, no hay una tipología emprendedora. La gente cree que los emprendedores son propensos a aceptar el riesgo pero personalmente creo que no lo son.

El riesgo va ligado a una etapa de la vida de cada uno; Bill Gates no aceptó muchos riesgos cuando empezó, ni se juega la piel hoy que tiene lo que tiene. Los mejores emprendedores miden el riesgo muy bien y por eso les va bien.

¿Crees en el factor suerte?

Sí, pero la suerte se encuentra trabajando.
Estando en casa, no te va a tocar la suerte seguro; pero, si trabajas, te puede ir bien o mal y a veces por factores poco racionales.

¿Hay diferencia en el trato a los emprendedores fracasados?

En España, el fracaso se acepta menos, las limitaciones de contexto son bastante rígidas. En Estados Unidos, en cambio, la aceptación del fracaso tiene una base histórica ya que todo el mundo emigró en algún momento para “buscarse la vida”. Las personas que han fracasado tienen que ser valientes y explicarlo de un modo comprensible.

Elige una opción: Con esta crisis, lo mejor es….

a. Salir corriendo
b. Apretar los dientes e innovar (entendiendo innovar como avanzar)
c. Despedir y quedarse a medio gas capeando el temporal

Avanzar y seguir creciendo sea como sea.

No obstante, la tercera opción es una posible salida que puede tomarse para dar tiempo y tomar aire. Todo lo que se haga debe tener sentido, no es aconsejable empezar a correr antes de tiempo porque el cansancio llegará antes. No es bueno salir huyendo hacia adelante, a veces hay que pararse a reflexionar.

Por último, nos gustaría que nos hablaras del emprendedor…

Se puede emprender a cualquier edad.

Cuando una idea no está desarrollada ni da señales de vida, no es aconsejable dejarlo todo. El camino del emprendedor está lleno de pruebas y momentos donde se puede afinar la idea, hay que darse un tiempo para probar.

Hay un punto donde el emprendedor debe decidir, es una equivocación pensar que no hay retorno, siempre hay retorno; una oportunidad que se dejó de lado hace 4 años puede retomarse más adelante cuando el momento sea mejor. Por otro lado, siempre se puede volver a trabajar por cuenta ajena, no hay momentos definitivos porque todo está en nuestras manos.

Emprender es difícil porque uno se enfrenta a sus miedos y a los de los demás, por eso no se puede pensar que no hay vuelta atrás, es un pensamiento paralizante, existen miles de opciones y hay que probar, crecer y tener más experiencia.

Existe la figura del emprendedor dentro de la empresa; donde innovar tiene muchas caras. Desde llevar un proyecto o un departamento de la manera en la que se quiere gestionar, se puede innovar en el core business o también se puede innovar en el área de influencia de uno mismo.

Dentro de la empresa, al emprendedor le paga la empresa y depende de su cultura, el proyecto tiene que ser válido dentro de la política de la empresa y sus valores.

Fuera de la empresa, creando su propio negocio, por el contrario, al emprendedor le paga el mercado y ese precio es lo que se tiene que hacer valer delante del cliente.

Gracias Miranda, te ofrecemos el blog de evoluciona_t como una plataforma donde expresar tus opiniones, seguro que a nuestros lectores les encantará.